10 cosas divertidas que puedes hacer este verano para mejorar tus habilidades de hablar en público

julio 5, 2012

Paradiving en Vietnam

El verano ya está aquí. Para muchos representa tiempo libre para disfrutar con actividades lúdicas de todo tipo. También puede ser una oportunidad para trabajar esas capacidades que tenemos abandonadas y que siempre nos decimos que trabajaremos más adelante. Te propongo 10 cosas divertidas que puedes hacer para mejorar tus habilidades de comunicación.

1) Cuenta chistes hasta que no podáis más

Tanto si tienes gracia como si no, cuenta chistes en casa y con los amigos. Cambia las voces, imita acentos, gesticula, pon caras, muévete, explora distintos temas. No necesitas ninguna excusa para contarlos: “El otro día escuché este chiste divertidísimo…” y lánzate. Cuanta más gente esté delante, mejor. No tengas miedo al ridículo. Aprenderás a reírte de ti mismo, la forma suprema de humor.

2) Léeles cuentos a tus hijos, a tus sobrinos o a cualquier niño en tu radio de alcance

No pongas a los niños a ver la TV ni episodios de Pocoyó descargados de Internet. Ahora tienes tiempo para ellos. Dedícaselo leyéndoles en voz alta cuentos o libros adecuados a su edad. Haz las distintas voces, dramatiza los personajes, exagera las onomatopeyas. No leas, interpreta. ¡Excédete todo lo que puedas… y aún más! Perderás el miedo a pintar paisajes sonoros usando todo el rango de tu paleta paraverbal.

3) Cuentacuentos

Da un paso más allá y apúntate a un curso/taller sobre cómo contar cuentos. Si nunca has estado en un espectáculo de cuentacuentos, busca uno cerca de donde vivas. En fiestas veraniegas suelen celebrarse por los pueblos. Disfruta con cuentos para niños y para mayores. Súbete a un escenario y “érase una vez…”. Mejorarás tu capacidad de expresividad corporal y de narración de historias durante presentaciones.

4) Monólogos

Seguro que has visto monologuistas en la tele y hasta en directo. También existen cursos/talleres donde aprenderás a escribir y a poner en escena monólogos. Aprenderás a eliminar lo superfluo y centrarte en lo esencial.

5) Magia

Sorpresa, emoción, ilusión. Adoramos los trucos de magia. Aprende unos cuantos este verano y practícalos delante de familiares, amigos y extraños. La magia te enseñará qué hacer con las manos, cómo mirar a la audiencia y cómo entretenerla con tu diálogo.

6) Teatro

El teatro puede regalarte un tesoro de recursos: aprender a respirar, a moverte por el escenario, a proyectar la voz, a expresar las emociones, a ensayar, a gesticular, a usar el espacio, a memorizar, etc.

7) Improvisación

Nada disparará tu agilidad mental como la capacidad de improvisar. Te ayudará a salir de situaciones inesperadas, a buscar respuestas ocurrentes, a sacar partido de los recursos presentes, a mantener la calma ante la adversidad.

8) Cantar/tocar en un grupo

Ahora es el momento de desempolvar esa vieja guitarra o aquel tambor y cantar canciones alrededor de las hogueras en la playa o en el camping. Júntate con gente y canta, toca, baila. Aprenderás a superar los nervios del directo, a mirar  a la audiencia, a hacerla participar, a sentir cómo fluyen las emociones desde el público hacia ti, a leer sus rostros.

9) Habla con extraños

El verano es momento de viajes, de descubrimiento de nuevas gentes y lugares. No te limites a hablar con tus amigos y familiares cuando salgas fuera. Busca entablar conversaciones con extraños de todas las edades y condiciones. Aprenderás a gesticular y hablar con las manos, a abrirte a los demás, a superar la timidez.

10) Ve vídeos de grandes presentaciones

Si el día a día no te deja tiempo para ver vídeos de TED o de otras fuentes, ahora es el momento. Aprovecha a ver un vídeo al día o incluso más. Si tienes un teléfono inteligente o una tableta, carga varios para verlos en la playa, o en la terraza o en esos momentos de relax. Aprenderás las técnicas de los grandes presentadores que podrás incorporar en tus próximas presentaciones.

ENTRADAS RELACIONADAS

- 6 características que no deberían faltar en un ponente

- Nueve técnicas para transmitir una imagen positiva que te ayude a conectar con la audiencia

- Sal de tu zona de confort y presenta como nunca

DIÁLOGO ABIERTO

¿Qué otras cosas divertidas puedes hacer en verano para mejorar tus presentaciones?

Anuncios

45 preguntas que deberías hacerte tras tu presentación

mayo 12, 2011

“Boring to Bravo” de Kristin ArnoldSi de verdad queremos mejorar nuestras presentaciones, no podemos pasar de una a la siguiente sin ninguna reflexión. A menudo se nos ocurren ideas de mejora o aspectos que deberíamos cambiar mientras estamos conduciendo o justo después de acostarnos. Creemos que nos acordaremos para la próxima vez, pero nos engañamos. No sé vosotros, pero en mi caso, si no apunto las cosas, se me olvidan.

En su joya de libro “Boring to Bravo”, la experta en comunicación Kristin Arnold  nos propone que respondamos al siguiente cuestionario de autoevaluación tan pronto como nos sea posible tras una presentación. Podemos usar por ejemplo una escala de 1 (muy pobre) a 5 (excelente) para evaluar cada una de las cuestiones.

Preparación

1. Investigué y analicé las expectativas de la audiencia 

2. Tenía conocimiento sobre el contenido de la presentación

3. Integré el tema de la reunión/evento dentro de la presentación

4. Creé y seguí una estructura o trama sólida

5. Creé titulares tuiteables para la idea principal de la charla y de los puntos principales

6. Creé un título animado e interesante

7. Creé material intrigante de previsualización o promocional

8. Diseñé y creé ayudas visuales y objetos (props) que apoyaron la presentación

9. Preparé un entregable para complementar la presentación

10. Establecí una conexión con la audiencia previamente a la presentación

11. Personalicé la presentación con noticias frescas del día

12. Arreglé y gestioné un entorno invitador y cautivante

13. Hice que revisaran todos los equipos y materiales, listos para funcionar correctamente

14. Practiqué y ensayé la presentación

15. Me preparé para la Ley de Murphy: Lo que podía salir mal salió mal, pero me rehíce magníficamente

Presencia

1. Creé credibilidad y compenetración (rapport) con la audiencia

2. Mostré pasión sobre el tema

3. Fui genuino, transparente y honesto con la audiencia

4. Estuve presente (en el momento) con la audiencia

5. Leí/escuché a la audiencia y calibré su respuesta

6. Aparecí cómodo y relajado

7. Usé mi sentido natural del humor eficazmente

8. Sonreí con la audiencia

9. Me vestí de forma apropiada para la ocasión

10. Usé variedad paraverbal para enfatizar los puntos clave

11. Refrené mis malos hábitos de oratoria, como p.e. las muletillas

12. Me moví siempre con un propósito

13. Usé gestos invitadores y abiertos

14. Usé silencios/pausas eficazmente

15. Gestioné eficazmente el tiempo y acabé dentro de hora

Técnicas

1. Establecí una conexión con la audiencia justo antes de empezar la presentación

2. Personalicé el mensaje para la audiencia

3. Usé un lenguaje inclusivo: más “nosotros” que “yo”

4. Utilicé una apertura apropiada y cautivadora

5. Hice preguntas cautivantes eficazmente

6. Conté ejemplos efectivos, historias interesantes y/o metáforas memorables

7. Usé elementos audiovisuales eficazmente

8. Gestioné con eficacia la sesión de preguntas y respuestas con la audiencia

9. Me anticipé a las objeciones de la audiencia a participar en actividades

10. Reconocí y recompensé la participación de la audiencia

11. Usé la tecnología para cautivar a la audiencia

12. Involucré a la audiencia en una tarea específica, demostración o pequeña actividad de grupo

13. Entrevisté a un miembro de la audiencia eficazmente

14. Terminé con una fuerte llamada a la acción

15. Creé los medios para que la audiencia pudiera continuar y extender la conversación

ENTRADAS RELACIONADAS

- Si puedes medirlo, puedes mejorarlo: la importancia del post-evento

- Presentaciones Productivas con GTD

DIÁLOGO ABIERTO

¿Te autoevalúas después de las presentaciones? ¿Cómo haces para mejorar tus presentaciones?


A %d blogueros les gusta esto: