De lo que no sabes, mejor no presentar

“Confusio”, como su propio nombre indica, inventó la confusión. ¿Chino o japonés? ¡Qué más da! Era muy antiguo, eso sí.

Nada sustituye un profundo conocimiento del tema

Deberías presentar solamente sobre aquellos temas que conoces a fondo y únicamente la información que dominas. De esta forma, reduces el riesgo de ponerte en un aprieto si te hacen preguntas que no sabes responder por puro desconocimiento del tema.

No vayas a creerte que sólo durante las preguntas se darán cuenta de si dominas la materia. Mucho antes de que se inicie el turno de preguntas, se hará evidente, incluso para una audiencia lega, si posees una comprensión completa y un dominio amplio y sólido del tema. La extensión del conocimiento de un orador se revela de maneras sutiles, especialmente en la articulación de frases y en la precisión de las afirmaciones.

Nada sustituye un profundo conocimiento del tema

No pongas en una transparencia nada que no sepas explicar

Un pequeño corolario del principio anterior es que nunca deberías incluir elementos en tu presentación que no sepas explicar, algo que ocurre a menudo cuando das la charla de otro o cuando alguien te ha hecho las transparencias. Deberías siempre saber explicar todo lo que aparece en las transparencias, ya que la audiencia las verá y podría preguntar sobre algún pequeño detalle en el que ni siquiera habías reparado. Hazlas tú mismo o revísalas antes de la presentación: que no sea durante la charla la primera vez que las ves.

Di no

Debes aprender a decir “no”. Nunca des una charla sobre cuyo tema no poseas un amplio conocimiento y una pasión sincera.

“Eso es fácil de decir, pero ¿y si me obligan?”, estará pensando más de un lector. Si no hay escapatoria posible, pues haz la presentación. Eso sí, sé consciente de que probablemente será un desastre.

Guárdate un as en la manga

Cuando expongas tu presentación nunca muestres todo lo que sabes. Guárdate algo para el turno de preguntas. Puedes incluso llevar transparencias de refuerzo si anticipas que puedan interrogarte sobre alguna cuestión y mostrarlas al responder, pero no durante la presentación.

Guárdate un as en la manga

Cuidado, que no estoy diciendo que algún compinche entre el público te haga preguntas de lucimiento. Aunque censurable, es una técnica muy extendida.

Añadir a del.icio.us

ENTRADAS RELACIONADAS

- Si lees tus transparencias, pareces idiota

- Si te piden una presentación, no des un documento

- Aceite de serpiente en las presentaciones

Anuncios

11 Responses to De lo que no sabes, mejor no presentar

  1. […] calidad de los ponentes y de sus conferencias: nivel de conocimientos sobre el tema, interés del mismo, capacidad comunicativa, respeto del tiempo, trato con el público, […]

  2. […] al grano, olvidando detalles relevantes y proporcionando otros muchos irrelevantes. Y si además no dominas la materia, la inseguridad y las lagunas hacen su aparición, seguidas  en estrecha formación de los nervios […]

  3. […] desde el corazón, con sinceridad y aplomo, siguiendo un hilo argumental claro, exhibiendo un dominio absoluto del tema y una gran […]

  4. ana dice:

    quisieraconsejo sobre como presentar a un conferenciante.no se si poner su curriculum academico o solo hablar un poco de el.por fabor aconsejadme.

    • Yo recomiendo hablar sobre él, presntar al ser humano, con alguna historia o anécdota sobre él, con hechos que lo acerquen al público. Normalmente, citar una larga lista de títulos académicos y puestos desempeñados aburre y distancia.

  5. […] Conoce bien a fondo tu material, de manera que nunca aparezcan en tus transparencias conceptos que desconoces. No delegues en gente […]

  6. […] Como no me sé muy bien el tema sobre el que tengo que hablar, lo mejor es poner todo el texto en las transparencias y leerlo palabra por palabra. Si además doy […]

  7. […] con su portátil tal vez debido a usar PowerPoint en un Mac (maqueros: ¡usad Keynote!), gracias al gran dominio de su material y a la pasión desbordante con que hablaba del tema, casi ni nos dimos cuenta. Conectó de […]

  8. […] tiene la confianza absoluta de que no se quedará en blanco porque TODO está ahí. No hace falta conocerse al dedillo el tema porque TODO está ahí. No es necesario ensayar la presentación porque TODO está ahí. Basta con […]

  9. […] 2. Tenía conocimiento sobre el contenido de la presentación […]

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: